Los jovenes y la juventud

 

 
 
 
 

 

 

Cuando somos jóvenes todas las cosas nos parecen posibles.  Los problemas
del mundo parecen tener solución; nuestro optimismo y nuestra inmensa energía
de juventud se combinan para hacernos entusiastas e impacientes.  ¿Por qué nadie
lo había notado antes?  Es tan simple: si tan sólo las personas se amaran unas a otras...

A medida que crecemos, aprendemos más acerca del complicado sistema que es el mundo.
Entendemos que todo se relaciona entre sí y que ninguna de nuestras sencillas soluciones
de juventud enfoca siquiera los problemas.  De hecho, aprendemos que éstos no son tales,
sino que son la manera en que funciona el sistema.  Si pensamos en cambiar esas características
que consideramos problemáticas, tenemos que estar preparados para que todo cambie.

Si somos sabios, también sabremos cómo mantener ese embeleso, cómo encender nuevamente
la creencia de que todo es posible.  No porque creamos en nuestro poder de cambiar la
totalidad del mundo, sino porque esa visión es hermosa y nos da energía.

Con Amor en mi corazón
Graciela

Es posible que el fin esté a la vista,
pero la jornada de hoy es todo lo que realmente tengo.
Voy a aprovecharla al máximo.

 

 

 

No te impacientes

No te acalores peligrosamente a causa de lo que pueda acontecer.

"No te impacientes"

No te acalores sin necesidad. Manténte en buen estado de ánimo. Aún con
causa justificada, la indignación no es una ayuda sabia. La indignación sólo
calienta el exterior, no produce vapor. A un tren no le ayuda nada el que se
calienten los ejes de sus ruedas; su calor es solamente una dificultad.

Cuando los ejes se calientan es a consecuencia de una fricción innecesaria.
Hay superficies secas que se destruyen entre sí, cuando debieran mantenerse
cooperando suavemente por medio de un cojín delicado de aceite.

Cuando nos enojamos, cierta clase de arena que podemos llamar desilusión,
ingratitud, descortesía, se introduce en nuestra situación y refrena el
trabajo y movimiento de la vida.

El rozamiento engendra calor y con el calor
se producen las condiciones de mayor peligro.

No te acalores en vano... Ese calor ante las faltas que otros cometen sólo
logra que nosotros perdamos el rumbo, y que un incendio nos destruya y en
ese estado hasta perdemos el dominio de nosotros mismos...

Muchas veces no sabemos cómo pero de pronto no nos reconocemos,  sentimos que
no somos los mismos, que fue tan fuerte el golpe que despertó en nosotros
rabia, dolor, y ... ¿qué logramos? Sólo hacernos más daño, quedarnos ahí
mucho más debilitados. ..

Por eso tratemos de no perder la paciencia, de contar hasta diez o hasta
cien, de salir y dar un paseo, de escribir sobre aquello que sentimos como
si quien lo ocasionó estuviera frente a nosotros...

Nos decimos: No pude contenerme.. ., exploté..., me superó...., perdí el
control...; y no nos damos cuenta que explotamos y quedamos convertidos en
pequeños trozos que muchas veces no podemos juntar de nuevo para volver a
ser como fuimos, y SI... nos supera y entonces al ser una energia mayor luego
nos sentimos tan chiquitos, y al no contenernos vamos más allá de nosotros
por eso no nos conocemos... Y perdiendo el control sólo estamos perdiendo el
timón de ese barco tan valioso que es nuestra propia vida y al perderlo
quedamos a la deriva...

Por eso dejemos que ese calor pase, que lentamente pase porque nuestra vida
es muy valiosa y vale ese esfuerzo...

enviado por : Gildy gildaarana

 UNA SOLA OPORTUNIDAD
Hola amigos/as:

Comparto con vosotros este cuento, en el veremos como muchas veces tenernos oportunidades en la vida que dejamos pasar o, no las vemos.

Os invito a leerlo.

 

UNA SOLA OPORTUNIDAD

Un hombre recibió una noche la visita de un ángel. Quien le comunico que le esperaba un futuro fabuloso. Se le daría la oportunidad de hacerse rico. De lograr una posición importante y respetada dentro de la comunidad y de casarse con una mujer muy hermosa.

Ese hombre se paso la vida esperando que los milagros prometidos llegasen, pero nunca lo hicieron, así que al final murió solo y pobre.

Cuando llego a las puertas del cielo vio al ángel que le había visitado tiempo atrás y protesto: "me prometisteis riqueza, una buena posición social y una bella esposa.....! Me he pasado la vida esperando en vano!.

Yo no hice esa promesa, replico el ángel, "te prometí la oportunidad de riqueza  una buena posición social y una hermosa esposa".

El hombre estaba realmente intrigado. "No entiendo lo que quieres decir"...confeso.

¿Recuerdas que una vez que tu vistes la idea de montar un negocio, pero el miedo al fracaso te detuvo y nunca lo pusisteis a la practica?... ..El hombre asintió  con un gesto.

Al no decidirte unos años mas tarde se le dio la idea a otro hombre que no permitio que el miedo al fracaso le impidiera ponerla en practica, recordaras que se convirtió en uno de los hombres mas ricos.

También recordaras, prosiguió el ángel...."En aquella ocasión, en que un terremoto asolo la ciudad, derrumbo edificios y miles de personas quedaron atrapadas en ellos. En aquella ocasión tu vistes la oportunidad de ayudar a encontrar y rescatar a los supervivientes, pero no quisistes dejar tu hogar solo por miedo a que los muchos saqueadores que habían te robasen tus pertenencias: así que ignoras tes la petición de ayuda y te quedas  en casa........ ..El hombre asintió.

"Esta fue tu gran oportunidad de salvarle la vida a cientos de personas, con la que hubieras ganado el respeto de todos ellos" continuo el ángel.

Por ultimo...¿Recuerdas aquella hermosa mujer pelirroja, que te había atraído tanto?. La creías incomparable a cualquier otra y nunca conocisteis a nadie igual....Sin embargo, prensasteis que tal mujer no se casaría con alguien como tu y para evitar el rechazo, nunca llegas tes a proponérselo. ......El hombre volvió asentir, pero ahora las lágrimas rodaban por sus mejillas, "si amigo mio,ella podría haber sido tu esposa". Y con ella se te hubiera otorgado la bendición de tener sanos y hermosos hijos y multiplicar la felicidad en tu vida".

A todos se nos ofrecen a diario muchas oportunidades, pero muy a menudo, como el hombre de la historia, las dejamos pasar por nuestros temores e inseguridades.

Pero tenemos una ventaja., sobre el hombre del cuento...... ..

"AUN ESTAMOS VIVOS".

Anonimo
                                 Un abrazo. Celeste.  cuarzorosado

Puedes visitar la Web: www.vibracionyenergia.com

Compra tu tarot aquí

 

Terapias en Madrid

 

Escribir a terapiaycursos8@gmail.com

 

VOLVER