Modificación de la consciencia

 

 
 
 
 
 
 
Vibración y energía
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

MEDICINA ORIENTAL/ MEDICINA OCCIDENTAL
LA MODIFICACION DE LA CONCIENCIA DE LA HUMANIDAD ACTUAL
Por Roberto Crottogini
ANTROPOSOFIA Y MEDICINA
Roberto Crottogini fue pediatra, docente universitario de la Facultad de Medicina y de la Facultad de Psicología de la Universidad de Buenos Aires, psicoterapeuta infantil y familiar. Tomó contacto con la Antroposofía en 1979 -llegó a ser presidente de la Asociación Argentina de Medicina Antroposófica- y desde entonces se dedica a su práctica y docencia.
El doctor Crottogini ejercitó en muchas oportunidades la experiencia de la escritura especializada para comunicar las opiniones, evaluaciones y hallazgos que acontecen en su campo de interés. Merced a esa experiencia puede volcar en un texto mayor claridad pedagógica de la que surgiría de un reportaje. Juzgo oportuno, entonces, pedirle una colaboración de su propia firma con respecto al tema ADN. Tras acceder cordialmente a la convocatoria me hace llegar las siguientes líneas al respecto:
"Hay solamente cuatro concepciones globales de la medicina: dos orientales y dos occidentales. Las dos primeras son la medicina china ( medicina meridiánica) y la medicina ayurveda que se pierden en los albores de la cultura (3.000 a 5.000 años atrás). Las otras dos provienen de Occidente y son la Homeopatía (200 años) y la Antroposofía (100 años). Cuando decimos globales significa que observan al hombre como totalidad en salud y enfermedad y no solamente su cuerpo físico.
Este es el caso de la medicina convencional, académica o de las funcione cuya imagen del hombre se reduce a una máquina (recordar El hombre Máquina de La Mettrie) casi perfecta que en el transcurso del siglo XX se ha sutilizado merced a la física subatómica, la cibernética, la ingeniería genética y la biotecnología.
Todos los adelantos de la ciencia en este último siglo han colocado al hombre al borde del caos: un intelecto superdesarrollado y una moral casi inexistente que le han hecho decir a Omar Bradley: "Comprendimos el misterio del átomo y rechazamos el sermón de la montaña, el nuestro es un mundo de gigantes nucleares y de enanos éticos".
¿Y qué es entonces la Antroposofía? La ciencia espiritual o sabiduría (Sofía) del hombre (antropos) desarrollada por el filósofo austriaco Rudolf Steiner (1861-1925) es el corolario de un gran esfuerzo metodológico, científico y gnoseológico para brindar a la humanidad un camino de acceso a un mundo causal, suprasensible o simplemente "espiritual".
Aquel viejo conflicto del alma humana entre Verdad y Fe, entre Ciencia y Religión, se desarrolla aquí cabalmente mediante una teoría del conocimiento (gnoseología) basada en Goethe que le permite al ser humano observar su propio pensar (Filosofía de la libertad, de Steiner) y alcanzar una dimensión superior de la Conciencia.
Así como al despuntar el siglo XX Sigmund Freud descubre los abismos de lo inconsciente y postula su dominio sobre un débil yo humano, la Antroposofía nos permite reconocer nuestro verdadero yo trascendente y la posibilidad de elevarse a lo supraconciente.
La Antroposofía se manifiesta en el mundo a través de distintos canales: el arte, la filosofía, la agricultura biodinámica, la pedagogía, la medicina y la cuestión social, entre otras.
En el caso de la medicina, se considera al hombre formado por una estructura ternaria: cuerpo, alma y espíritu. Todos podemos comprender el funcionamiento del cuerpo físico y constantemente observamos los vaivenes de la biología celular cuando se enfrenta al estrés, a las infecciones, a la autoagresión o al caos tumoral. También podemos comprender la influencia de la alimentación, la polución y la intoxicación medicamentosa producida por los fármacos administrados.
Todo lo inherente al cuerpo físico material es exterior a nosotros ("ocurre afuera") y lo podemos ver y estudiar objetivamente decidiendo conductas tales como la inhibición, el reemplazo, la amputación o la supresión de "ese conjunto de células y tejidos que llamamos "ser humano". Esta imagen del hombre es característica de una medicina convencional, tecnológica y superespecializada en órganos, aparatos y sistemas pero muy lejos de la esencia de dicho ser humano.
Ahora bien, es mucho más difícil entender lo que no es evidente a los sentidos, como es el concepto de alma. Lo que llamamos alma en la Antroposofía es algo mucho más amplio que el concepto de mente o psiquis. Es en realidad nuestro inmenso mundo interior, un espacio misterioso, secreto, íntimo, donde se juegan permanentemente nuestras verdades más profundas, nuestros valores y nuestras miserias (que incluyen la "sombra jungiana"). Es el ámbito del eterno presente.
Se torna ahora más sencillo comprender la profunda incidencia que las sensaciones y sentimientos que viven en el alma humana puedan tener en el ámbito de la biología (cuerpo físico).
Así no sería nada descabellado afirmar que el `miedo enferma' o la `esperanza cura'.
También sería muy claro comprender cómo ciertos patrones culturales (creencias, preconceptos o paradigmas) arraigados en el alma humana pueden precipitar fenómenos biológicos tales como el nacimiento de un nuevo ser, la evolución de una enfermedad o el tiempo de sobrevida.
Y ahora tratemos de entender qué es el espíritu. He aquí la esencia de lo humano..., la individualidad, lo irrepetible e inédito... el yo. Es aquello que se manifiesta interpenetrando el Alma y el Cuerpo. Se expresa en el cuerpo físico desde sus primeros balbuceos logrando la postura erecta, el hablar y el pensar.
Es el instrumento de nuestra voluntad. Es el responsable de nuestra identidad biológica (impresión digital, tono de voz, sistema inmunológico, etc.) Es lo que nos confiere la posibilidad de pensar, entendiendo por ello: la observación, el discernimiento, la reflexión, el cambio de punto de vista, la escucha del discurso ajeno, la discriminación del fenómeno percibido y la emisión de un juicio.
Es el instrumento que nos ayuda a encontrar el verdadero sentido de la vida.
EL SENTIDO DE LA VIDA
Si ahora imagino cualquier fenómeno biológico en la profundidad de un océano anímico espiritual; como es el ser humano, ¿sería capaz de aventurar un pronóstico de enfermedad de su cuerpo físico, me animaría a hablar de `enfermos terminales', por ejemplo?
¿Sería realmente lo más importante lo que ocurriera con ese cuerpo físico atisbando lo que significa la conciencia del ser que lo habita?
Estas consideraciones nos pueden guiar hacia esta concepción del hombre llamada medicina de orientación antroposófica, que cuenta además con medicamentos naturales extraídos de los tres Reinos y dinamizados prolijamente, un estudio profundo de la biografía humana, una terapia artística que incluye el movimiento (euritmia) una alimentación individualizada y un restablecimiento de los valores como sustento para enfrentar un desequilibrio biológico llamado enfermedad.
En cuanto a la polémica sobre el ADN, esta concepción que he presentado se apoya en una teoría del conocimiento (gnoseología) basada en las investigaciones de Goethe, a partir de lo cual tenemos las herramientas necesarias para considerar cualquier tema, desde lo eminentemente científico natural, hasta los mundos suprasensibles, esto es, más allá de los sentidos.
Este es el caso de las observaciones de la "especialista en Psicoespiritualidad" María Dolores Paoli y la información brindada por el genetista Carlos Rocco (textos sobre los que se me consulta en la presente investigación). Esta polarización de opiniones es habitual entre un astrólogo y un astrónomo, entre un matemático y un cabalista o entre un científico natural y un psicoespiritualista.
La autocalificación de "especialista en Psicoespiritualidad" es de por sí irritante para un cientificista ortodoxo, quien va a criticar rigurosamente cada párrafo leído, buscando demostrar lo que "no es científico", antes que imaginar lo aún no demostrado como posible.
Hay una raza de científicos actuales de la talla de Fritjof Capra, David Bohm o Rupert Sheldrake e incluso la de aquellos como Albert Einstein, E. Schrödinger o Max Planck que marcaron rumbos a la humanidad, derrumbando estructuras y paradigmas, sin compasión por los ortodoxos de su época...
"Una verdad científica no triunfa porque se logre convencer a sus opositores para que vean las cosas con claridad, sino porque los opositores acaban por morir y surge una nueva generación que se familiariza con la nueva verdad", afirmó Max Planck.
Esto no quiere decir que corresponda insertar cualquier información semisensacionalista en un marco seudo-científico para justificar la presencia entre nosotros de una super raza de "niños índigo" que no habíamos imaginado jamás, manejando a su gusto los destinos del planeta.
Un buen ejercicio epistemológico nos exigiría establecer un código amplio de comunicación entre distintas disciplinas, respetando profundamente un punto de vista diferente del nuestro, con la verdadera vocación de aprender cada día algo nuevo, que surja de una labor interdisciplinaria rica en ideas y conceptos, para que nuestro pensar alcance la verdadera madurez que nos debemos a cada uno de nosotros, como integrantes de esta enorme nave llamada también: planeta Tierra.
Sería bueno recordar frecuentemente aquellas palabras de Gastón Paris:
"No hay nada que divida tanto a los hombres como la creencia absoluta de ser dueños de la verdad... y no hay nada que los aproxime tanto como la noble tarea de buscarla en común."
Sólo a esta altura me siento capaz de hablar sobre el tema propuesto, tan controvertido, como la modificación del ADN en una nueva generación de seres. Creo que dicha transformación no es lo más importante, desde una concepción antroposófica que pueda llegar a percibir la espiritualidad humana a través de sus manifestaciones en el plano físico, sino la modificación de la conciencia en sí de una nueva camada de niños que en vez de `niños índigo' podríamos llamar `niños estelares' priorizando lo espiritual por sobre lo terrenal.
También pienso que la importancia atribuida a los genes en estos últimos años, tiene mucho más que ver con una decadencia de la visión espiritual del hombre y una necesidad primaria de reemplazar aquella devoción por lo absoluto por una `deificación' (transformación en Dios) de la ingeniería genética y la biotecnología.
¿Qué me dice a mí el sentido común desde una perspectiva antroposófica?
1- No es precisamente la modificación del ADN lo que va a generar nuevos seres sino que los nuevos seres que lleguen, si lo necesitan para su tarea, serán los que modifiquen convenientemente su ADN.
2- Es mucho más importante que esta comprobación científica respecto al ADN, la transformación de la conciencia planetaria de los seres que habitualmente nacemos y morimos en esta Tierra.
LA NUEVA GENERACION
3- Yo he atendido a muchos seres de esta nueva generación llamados `niños estelares' y también también han tenido esta experiencia muchos maestros Waldorf (pedagogía antroposófica).
4- Personalmente he guiado a Flavio Cabobianco (autor del libro Vengo del sol) y a sus padres, para ayudarlo a adaptarse a la densidad planetaria.
5- Con lo expuesto quiero desalentar esperanzas de un reconocimiento científico convencional de este fenómeno: no es imprescindible dicho cambio genético para aceptar la presencia de nuevos seres, es mucho más importante abrir nuestro corazón a la dinámica de lo vivo, a seguir firmes los dictados del amor universal y ser capaces de escuchar en la caída del pétalo de una rosa la música de las esferas."
¿QUIERES SABER MAS ?
PROYECTO HERMES : LA ANTROPOSOFIA Y LA MEDICINA
PSICOTERAPIA ANTROPÒSOFICA
ESCUELAS WALDORF

 

 

MENSAJE DE ASTHAR SHERAN
 
A TODOS LOS TRABAJADORES DE LA LUZ (14-07-2008) 
                                        
 

Bienvenidos hermanos galácticos del planeta Tierra, hoy comunicamos directamente con todos vosotros los que tenéis la suficiente consciencia para comprender estas palabras de reencuentro a traves del contacto consciente en este nuevo DIA que se abre ante todos vosotros.
Conectamos aquí y ahora para pediros prudencia, paciencia y sobre todo colaboración. En estos momentos tan especiales para vuestro planeta, el sistema solar y toda la galaxia, estamos sobrevolando vuestros espacios para vigilar, controlar y asegurar el gran plan establecido por los responsables de este rincón del universo al que llamáis vía láctea. Nosotros, la confederación galáctica estamos ya preparados para colaborar en los próximos eventos que van a producirse y que vais a vivir en vuestro planeta.
Toda una gran flota de naves interestelares plateadas al frente del comandante Asthar, han tomado posiciones, para que ninguna entidad, ni grupos de entidades, puedan perjudicar ni incumplir la ejecución del plan y la manifestación de la edad dorada que en vuestro planeta debe y esta siendo instaurada. Los plazos previstos en vuestra línea de espacio-tiempo deben de ser cumplidos. Todos los responsables de los gobiernos mas potentes del planeta están informados, avisados e instruidos sobre cuales son las condiciones y los cambios a realizar en este ciclo cósmico que ya ha llegado a su fin.
Vamos a darles un voto de confianza, vamos a esperar que sea lo que hacen con todo lo que se les ha mostrado. Una vez expire el plazo, la aparición de nuestro ejercito de luz será imparable, nuestra tecnología al servicio de la luz y del plan divinos, serán implacables para todos aquellos que quieran obstruir el proceso de ascensión de este planeta. No habrá lucha, ni opresión, ni invasiones. Simplemente apareceremos para asegurar que el proceso de la nueva Tierra se produce sin impedimentos políticos, económicos, religiosos o racistas. La aparición de nuestras naves plateadas, junto a otros eventos que simultáneamente van a tener lugar aseguraran la instauración de un nuevo paradigma en todo el planeta.
 En ese momento el gran despertar de la humanidad provocara una gran liberación de luz, que destruirá toda la densidad que habéis estado acumulando en el astral de este planeta, liberándolo, librando al planeta Tierra de toda esa energía densa y transmutándola en luz. Todo el sufrimiento, la enfermedad y el egregor de agresividad y egoísmo, será erradicado en un acto de ascensión multitudinario. Es inimaginable para vuestras mentes, este momento que os estamos describiendo, es inimaginable para la mayoría de esta humanidad que sigue inmersa en la depredación incontenida de su planeta y de sus hermanos.
Este mensaje va dirigido a todos los trabajadores de la luz que se encuentran cooperando en todos los puntos del planeta en forma silenciosa, honesta y solidaria.
Estad preparados para cuando se requiera vuestros servicios, pues desde esta frecuencia en que estamos conectando con vosotros, se os conoce a todos uno a uno, os tenemos localizados a todos y cada uno de vosotros, a los que sois conscientes de nuestra presencia y a los que no. Nuestra flota de naves posee tecnología sofisticada e incomprensible para vosotros. Para que podáis minimamente comprenderlo, estáis todos en un sistema de archivos donde están todos vuestros logros, vuestro punto de consciencia actual, vuestro grado de compromiso en el proceso de ascensión planetario. En este sistema de archivos vais siendo monitorizados para actualizar todos vuestros progresos, dándonos así casi constantemente, vuestra capacidad de actuación y el grado de colaboración en este proceso. Esto nos permite respetar al máximo el libre albedrío del que gozáis. Siendo nosotros en todo momento conscientes del tipo de colaboración y apoyo con el que podemos contar con cada uno de vosotros.
Es muy importante que no desfallezcáis ahora, pues cada paso que deis por vosotros mismos, nos permite a nosotros el que podamos contar con vosotros con mayor o menor intensidad en estos tiempos que están al llegar.
Debéis saber que todo lo que os esta impidiendo vuestra evolución, todo lo que ahora se os presenta como obstáculos, forma parte de la resistencia que esta habiendo por parte de un sector de la humanidad. Esta parte no esta aceptando las nuevas condiciones a seguir en este planeta y esta intentando impedir la ejecución de este plan. Esta en contra de la reinstauració n del gran plan y la instauración completa de la luz en este planeta.
Por todo ello están intentando, crear miedo, violencia, desesperación, desanimo e ignorancia. No les deis fuerza, es el último cartucho que están quemando con gran desesperación. Centraos en vosotros mismos, uníos con otros trabajadores de la luz, trabajad en silencio y sobre todo discernid.
El discernimiento en estos tiempos finales es muy importante, pues no todo lo que se esta haciendo y diciendo en nombre de la luz, es para la luz, centrad vuestro esfuerzo, vuestra conciencia y vuestro servicio a la instauración de. No intentéis desenmascarlos vosotros, perderéis tiempo y esfuerzo, centrad vuestro esfuerzo, vuestra conciencia y vuestro servicio a la instauración de la luz en este planeta. No perdáis el tiempo en ir contra algo que pronto dejara de existir, no lo alimentéis ni siquiera con el pensamiento.
El momento es clave ahora, enfocaos en la luz, trabajad desde la luz e irradiadla en toda su intensidad. Dejad para nosotros a los perversos, a los instigadores, a los embaucadores, esos ya han elegido y son responsabilidad nuestra, no vuestra.
Cada vez que les deis poder con vuestras mentes o a través de vuestras emociones, entráis a merced de ellos por un acto de libre albedrío vuestro y en el que nosotros no podemos entrar. Ahí estáis perdiendo fuerza, efectividad y tiempo, debilitando nuestro ejercito de luz en la Tierra, retrasando así la victoria final. No caigáis en esta sutil trampa, porque si caéis nosotros no podemos intervenir.
Estad atentos pues la única forma de que los disfraces e impostores caigan es que vosotros sepáis detectarlos y la única forma de que los detectaréis es poniéndolos delante de vosotros para que podáis sentir como vibran. No os fijéis en quien son, ni como son, ni siquiera que hacen. Sentid su vibración, inspirad su energía, sentid su luz, alimentaos con ella y si no encontráis nada, simplemente apartaos, nosotros os protegemos, si os empeñáis en luchar y desenmascararlos, nosotros tenemos que retirarnos y dejaos a su merced.
Queremos que entendáis que la luz, es luz. Y en la total comprensión de la luz, ella no va contra nada ni contra nadie. Simplemente se expresa, Es.
Trabajadores de la luz, sed muy conscientes de estas palabras, uníos y sed, es suficiente, dejad la lucha para otros. Dejadnos protegeros en todo momento, no hagáis nada que os aleje de nuestra protección, pues ello supone una perdida de poder en vuestros campos energéticos, una perdida de poder de vuestra misión como trabajadores de la luz
Y una perdida de poder del gran ejercito de trabajadores de la luz que hay en todos los rincones de este planeta.
La confederación galáctica en pleno esta aquí y ahora para apoyaros, por eso estamos dando este mensaje de toma de conciencia, de unificación, para que sepáis controlar vuestra mente y vuestras emociones. Yo, comandante Asthar Sherán, responsable de la confederación galáctica y al mando de las naves estelares plateadas pido aquí y ahora la colaboración de todos los seres del planeta que estén en la frecuencia para entender este comunicado dirigido sin excepción a todas las almas despiertas y conscientes del planeta en el lugar que estén y de todas las almas que en el trascurso de la liberación del planeta en la luz puedan despertar. Sirviéndoles el mismo como comprensión del proceso y de modelo para las pautas a seguir en estos momentos de apertura y liberación.
Por la importancia, la envergadura y las consecuencias de este mensaje hacedlo llegar al mayor número de seres del planeta que puedan entenderlo, comprenderlo y aplicarlo.
No tengáis ningún miedo de que caiga en manos ignorantes, pues no será comprendido ni creído. No tengáis miedo de que caiga en manos manipuladoras e irreverentes, pues si siguen estas indicaciones no tienen nada que hacer, solamente claudicar.
Tomad este mensaje como pauta a seguir, como gran proclamación y enhorabuena.
Tomad este mensaje como lo que es, la instauración de la luz, el amor y el poder en este planeta. Sin contemplaciones, sin concesiones, sin resistencias, sin luchas, sin manipulaciones. Es la INSTAURACION DE LA LUZ POR UN  PROCESO DEL SER.
Instaurado por la humanidad consciente y apoyado por la confederación galáctica de luz, al mando el que os habla, el comandante Asthar Sheran.
Desde las naves plateadas de liberación, os animo a todos los que vibréis con este comunicado, que lo trabajéis y sobre todo que lo expandáis hasta que llegue en manos del ultimo trabajador de la luz.
Sois amados en gran medida. Yo soy el comandante ASTHAR SHERAN. Comandante de la confederación galáctica de luz. 

VOLVER